Ama a tu enemigo

“Oísteis que fue dicho: Amarás a tu prójimo y aborrecerás a tu enemigo. Pero yo os digo: Amad a vuestros enemigos, bendecid a los que os maldicen, haced bien a los que os aborrecen, y orad por los que os ultrajan y os persiguen; para que seáis hijos de vuestro Padre que está en los cielos, que hace salir su sol sobre malos y buenos, y que hace llover sobre justos e injustos”. Estas palabras que Jesús pronunció y que tanto nos cuesta a los creyentes llevar a la práctica, fueron las palabras que Dios susurró a Mosab Hassan Yousef, hijo de uno de los fundadores de la organización terrorista Hamás en Cisjordania (Palestina), y que cambiaron su vida. He escogido esta historia como mi primera entrada por varios motivos, pero principalmente porque creo que se ajusta bastante bien al corazón del blog.

Hijo del jeque Sheikh Hassan Yousef, uno de los miembros fundacionales de la organización islámica y el entonces líder del movimiento en Cisjordania, Mosab empezó a participar activamente con Hamás desde su época estudiantil. Desde los 10 años había sido arrestado en varias ocasiones por la policía israelí, pero en 1996, a los 18 años, su ingreso en prisión fue mucho más significativo de lo que esperaba. Durante su estancia en la cárcel, el Shin Bet, algo así como el FBI de Israel, le propuso trabajar para ellos como infiltrado en Hamás. En una entrevista al diario israelí Haaretz, publicada también en El País, Mosab explicó que su verdadera intención al aceptar la oferta fue recoger información desde dentro del Shin Bet y así vengarse de ellos y de Israel por el daño que le habían hecho a él y a su padre. Después de aceptar, Mosab tuvo que permanecer año y medio más en la cárcel para no levantar sospechas entre los miembros de Hamás. Fue durante esos meses cuando descubrió la brutalidad con la que Hamás trataba a los suyos, ya que en la misma cárcel había un grupo numeroso de ellos que formaba una “especie de órgano de seguridad interna de Hamás para descubrir agentes israelíes” que torturaban cruelmente a personas de su mismo movimiento. Eso le dejo confuso sobre su propia organización y le planteó muchas preguntas acerca de a quién estaba sirviendo y a quién debía servir.

Tras un par de reuniones con el capitán del Shin Bet, ya después de salir de la cárcel, Mosab decidió colaborar verdaderamente con las fuerzas de seguridad israelíes. Salvar vidas se convirtió en su primera motivación, aunque eso significara traicionar a su propio padre. “Se llevaron a mi padre delante de mí, y le aseguro que no me fue nada fácil trabajar para ellos. Fue un cambio de opinión total”, confesó. Por ese entonces, sobre el año 1999, Mosab conoció “casualmente” (entiéndanse las comillas) a un misionero británico que le habló de Cristo.

Mosab Hassan Yousef tardó unos cinco años en aceptar totalmente a Jesús y su mensaje de salvación, pero tras estudiar sobre el cristianismo y otras religiones fuera del Islam acabó creyendo en Jesús como ‘la verdad, la luz y la vida’, bautizándose secretamente en Tel-Aviv en el año 2005. No obstante, las palabras “amad vuestros enemigos” las hizo suyas desde el primer momento que las leyó en el año 2000. El problema para Mosab fue que los que eran sus amigos, Hamás, se convirtieron de la noche a la mañana en sus enemigos. “Ya no me sentía capaz de definir quién era mi enemigo”, dijo en la entrevista a Haaretz. Ya no habían amigos ni enemigos para Mosab, su única prioridad era salvar vidas, de un bando o de otro, como cuando en 2002 insistió al Shin Bet para que no mataran a cinco terroristas suicidas de los que él había revelado su escondite, y lo consiguió. “Si lo hubiera hecho por dinero, ¿habría insistido en que no mataran a cinco terroristas suicidas?”, explicó. Mosab es también culpable de la detención de su propio padre al que, según él, con la detención le salvó la vida. El capitán entonces del Shin Bet, también opina así: “Si no hubiera sido por él, a su padre lo habrían matado ya diez veces”. Su traición le costó su relación con su padre y su familia, aunque ellos no supieran que les estaba salvando la vida.

(Continuará…)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s